SJ TheDaily - шаблон joomla Форекс
+
 

Giro inesperado en la causa por el atentado a CFK: Brenda Uliarte sería instigadora, con una cómplice detenida

Discutió el plan con su amiga Agustina Diaz, apresada anoche; la chica cambió el chip de su telefono y le aconsejaba a la novia de Sabag Montiel que descartara su celular.
 
La investigación del atentado contra Cristina Kirchner dio hoy un giro cuando los investigadores del caso empezaron a considerar que Brenda Uliarte, la novia de 23 años de Fernando Sabag Montiel, como quien en realidad planificó e instigó la tentativa de homicidio y que su amiga Agustina Díaz, de 21 años, detenida ayer, pudo haber intervenido en la planificación del ataque y en las maniobras posteriores para encubrirlo, como cuando le aconsejó que tirara su teléfono.
 
“¡¿¡¿¡Cómo no le pegó el tiro? ¿¡¿¡Cómo mandaste a este tarado? ¿Se puso nervioso?!’”, le recriminó Agustina Diaz, a su amiga Brenda en alusión al fallido tiro de Fernando Sabag Montiel, cuando el 1 de septiembre accionó su pistola Bersa .32 sobre Cristina Kirchner y la bala nunca salió del arma. Después de esa conversación, ambas hablaron por teléfono pero no se sabe el contenido de la conversación.
 
Esa charla incluyó uno de los mensajes detectados en el celular de Brenda Uliarte que llevaron anoche a la detención de Agustina Díaz, durante un allanamiento realizado en su casa de San Miguel, donde vive con sus padres y un hermano menor.
 
El otro mensaje, que complicó a Agustina Díaz, es una conversación donde la chica le dice “borra todo” en referencia al contenido de celular y le pide que se deshaga de su teléfono.
 
La propia Agustina Diaz cambió el chip de su teléfono para que no pudieran rastrear sus llamadas, pero no tiró el viejo por eso cuando la Policía de Seguridad Aeroportuaria allanó anoche su casa de San Miguel, encontró el nuevo chip y el antiguo.
 
Es decir que hay mensajes previos al 1 de septiembre donde discuten como cometer el atentado y otros mensajes posteriores, sobre como deshacerse de la evidencia. Esto pone a Agustina Díaz en una situación complicada, ya que podría ser acusada no solo de encubrimiento, por las maniobras posteriores para destruir pruebas, sino de participación, por las charlas previas referidas a cómo ejecutar el ataque.
 
Los contenidos de las líneas de Agustina Díaz y de su teléfono será analizados por la Policía de Seguridad Aeroportuaria que debe primero abrir el aparato. Eso puede llevar unos días.
 
No hay evidencia de que existan nexos políticos de Agustina Díaz ni de Brenda Uliarte con alguna agrupación o partido, mas allá de su rechazo por el kirchnerismo, dijeron las fuentes al tanto del caso.
 
Con la evidencia reunida hasta ahora a partir del celular de Brenda Uliarte, y sus mensajes con Agustina Díaz, la jueza María Eugenia Capuchetti y el fiscal Carlos Rívolo indagaran mañana a la nueva detenida. Asimismo, ampliarán la declaración indagatoria a Sabag Montiel y a Brenda Uliarte para mostrarle la nueva prueba que se encontró en el celular de la chica de modo que pueda defenderse.
 
Los especialistas de la PSA bajaron la información de cada celular en varias bases de datos que se interrelacionan mediante un software denominado Pathfinder, que lo que permite es actuación motores de búsqueda entre las diferentes bases con diversas palabras claves. Así, por ejemplo, cuando colocan la palabra arma, aparecen los celulares de quienes entre si intercambian mensajes relativos al arma y esos mensajes.
 
“La autora intelectual -por el momento- es Brenda”, dijo uno de los investigadores del caso que entiende que por ahora es la instigadora y quien tuvo la voz cantante en la planificación del atentado contra la vicepresidenta. Y señalaron que Agustina Díaz le indicaba que destruyera las evidencias para que no la descubrieran.
 
Entre quienes están investigando el caso, prima la idea de que “Brenda usaba a Sabag Montiel”.
 
Ambas chicas, de 23 y 21 años, se conocían de San Miguel de donde es oriunda Brenda Uliarte. De hecho, Uliarte tenía agendado el contacto de Agustina Díaz como “Amor de mi vida” y en sus charlas se despedían con la frase “te amo”.

Comercial: +54 2954 806082

Tu mensaje: +54 2954 350100

Mail: [email protected]

Redacción: [email protected]

 ADMINISTRADOR