SJ TheDaily - шаблон joomla Форекс

¿El adiós a la obesidad? Aseguran que bloquearon la "hormona del hambre"

27 Septiembre 2017
Investigadores de la Universidad Johns Hopkins han probado exitosamente en ratones un tratamiento que bloquea la grelina, más conocida como "hormona del hambre", y que, además de ayudar a controlar el peso, puede tener otros beneficios metabólicos.
Según un artículo que se publica hoy en la revista Science, Brad Barnett y sus colegas del Departamento de Farmacología y Ciencias Moleculares diseñaron un compuesto que interfiere con la grelina, una hormona de los mamíferos que, entre otros efectos, promueve el aumento de peso por el estímulo del apetito.
 
Estudios anteriores establecían que los niveles en la sangre de esta hormona son más bajos inmediatamente después de la ingestión de comida y aumentan gradualmente durante el ayuno. Asimismo, los científicos habían determinado que los niveles de grelina son más altos en las personas delgadas en comparación con las que sufren obesidad.
 
Por otra parte, la grelina no actúa a menos que incorpore un ácido graso que debe ser añadido por una enzima denominada aciltransferasa-O-grelina (GOAT, por sus siglas en inglés). El equipo de Barnett decidió diseñar un compuesto al que denominó GO-CoA-Tat, que inhibe la GOAT, y lo inyectó en ratones a los que se alimentaba con dietas de alto contenido en grasas. Así comprobaron que el compuesto mejoraba la tolerancia de los ratones a la glucosa y demoraba la ganancia de peso sin que se redujera la cantidad de comida ingerida. De acuerdo con los investigadores, esto indica que el compuesto afecta el metabolismo en lugar de disminuir el apetito.
 
Los autores señalan que el tratamiento requiere repetidas inyecciones de GO-CoA-Tat y que, por lo tanto, es poco probable que se desarrolle como un medicamento para la obesidad humana. Sin embargo, la importancia del estudio radica en que ha establecido que la GOAT es un blanco potencialmente valioso para el desarrollo de esfuerzos futuros hacia un tratamiento de la obesidad.
 

¿Qué es la Ghrelina?

 
La ghrelina es una hormona sintetizada principalmente por el estómago, cuya función es informar al cerebro de que el cuerpo debe alimentarse. Así, su nivel aumenta antes de comer y disminuye después de la alimentación. Hasta ahora se sabía que era importante en desarrollo de la obesidad, pues, al estimular el apetito, favorece el aumento el peso corporal.
 
La ghrelina, además, estimula la secreción de hormona del crecimiento (GH) en la hipófisis y favorece la regulación del metabolismo energético. En anteriores investigaciones se ha observado que la administración de ghrelina en roedores incrementaba su apetito, dando lugar a un aumento del peso corporal y la adiposidad, ya que esta hormona estimula ciertas neuronas hipotalámicas provocando un aumento del apetito. Además de estimular el hipotálamo para generar el apetito, la ghrelina actúa sobre la grasa. Se ha visto que esta hormona favorece la acumulación de lípidos en la grasa visceral. En concreto, provoca la sobreexpresión de los genes de la grasa que participan en la retención de lípidos.
 

Origen de la Ghrelina

 
Esta molécula orgánica inestable fue descubierta y reportada por el endocrinólogo  Masayasu Kojima y sus colegas en el año 1999. El nombre de la hormona puede ser visto como un interesante (y accidental) juego de palabras, también, como las letras iniciales del crecimiento de la hormona liberadora, es decir, "GHRE", con "LIN" como sufijo habitual de algunas hormonas.
 
 

Estructura molecular

La estructura molecular de la ghrelina es:
- Fórmula Química: C149H249N47O42
- Peso molecular: 3370.86 g/mol
 
Ésta es un neuropéptido de 28 aminoácidos, que a nivel del tercer aminoácido, la serina, tiene un grupo éster (oxígeno acompañado por un grupo carbonilo) con ácido n-octanoico . La ghrelina puede estar en forma acilada o desacilada, cuya diferencia consiste en el ácido octanoico presente en la composición de la primera. Antes se pensaba que sólo la forma acilada era activa en el proceso de aumento de peso, pero muchos estudios han demostrado que ambas hormonas son biológicamente funcionales. 
 

Funciones biológicas

 
* Secreción de la hormona GH
*  Regulación del peso corporal y la ingesta (efecto orexigénico)
*  Homeostasis de la presión arterial (agente vasoactivo)
*  Efecto cardioprotector (evita la apoptosis de los cardiomiocitos)
*  Efecto Neuronal (la ghrelina modula actividad cerebral en áreas que controlan el apetito)
 
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Tel. Comercial: 02954-1553-9133

Mail: comercial@diarionoticias.com.ar

Redacción: info@diarionoticias.com.ar

 ADMINISTRADOR